• 1.jpg
  • 2.jpg
  • 3.jpg
  • 4.jpg

PDFImprimirE-mail

IMPLANTES MAMARIOS: Informarse, la mejor manera de no correr riesgos.

Desde los principios hasta la actualidad, los implantes han mejorado notablemente tanto en su composición, como en las cirugías, logrando exitosos resultados con menor riesgo.

De rutina utilizamos prótesis texturizadas con un gel de silicona altamente cohesivo, es decir que no se pinchan, y de forma redonda o anatómica (gota de agua). También utilizamos las prótesis revestidas de Poliuretano. Se colocan adelante o atrás del músculo pectoral mayor, de acuerdo al tipo de paciente. Exiten  nuevas técnicas como la colocación sub-fascial.

Entre las opciones de incisiones o cortes tenemos tres: en axila, surco mamario ó alrededor de la areola. Siendo las más utilizadas la de areola y axila. También se podrían colocar por el ombligo en el caso de prótesis de solución salina que no es de rutina en Sudamérica y si en los Estados Unidos.

Los estudios han dejado en claro que los implantes no ofrecen riesgo serio para la salud, no están relacionados con enfermedades del tejido conectivo y no aumentan el riesgo de cáncer.

El aumento mamario no interfiere con la lactancia, pero se recomienda esperar por lo menos 6 meses después de la lactancia para someterse a un aumento mamario.